Acampar!!!

El gusto por acampar creo que es algo que lo llevo en la sangre.

Mi papá era militar! Contrario a muchos otras soldados que he escuchado, el disfrutaba pernoctar en los montes! Cuando llegaba después de varios días esperaba ansiosa que abriera su equipo! Me encanta aquella diminuta caseta que se abría de forma triangular, el plato de metal que contenía los utensilios adentro y la pala!

Cuando llegaban los 4 de julio, íbamos a un río a pasar el día junto a la familia de otro tío mío y montaban 4 palos y sobre ellos un toldo para cubrirnos del sol, mi papá preparaba el fogón con cuatro piedras y allí cocinaban!

Ya como a mis 7 años esos pasadias comenzaron a extenderse hasta el próximo día, pues los cuatro palos los cubrían mejor y allí pasábamos la noche! Con el pasar del tiempo tuvimos nuestra primera casita hasta que una tormenta cambio el rumbo del río y nuestro lugar se daño y nunca volvimos!

Sorpresivamente acampar era una de esas cosas que le gustaba hacer al papà de mis hijas. Aunque cuando me lo mencionó la primera vez me negué rotundamente por la ansiedad que generaba la idea de estar en un lugar incierto con el… despertó en mi esa niña aventurera que tenía dormida.

Finalmente acampamos aunque para sentirme emocionalmente estable invite a su mamá a que nos acompañará! Ciertamente acampar me encantaba, despejaba mi mente y mis hijas lo disfrutaban!

Poco a poco fui adquiriendo equipo, lo que me permitía que la estadía fuera más cómoda y placentera! Con el divorcio, el término dañándome todo mi equipo, pues sabía que era algo me encantaba hacer.

Han pasado muchos años desde la última vez que acampé y no logró ir a las tiendas por departamentos sin visitar el area de acampar! Me he hecho el firme propósito de hacerlo con Rubén y creo que pronto se nos dará! Espero poder contarles!

A los que no lo han hecho, se pierden de una magnífica aventura!

El velatorio…

Su papá había fallecido y luego de que el me dijera que podría acompañarle, hice mis arreglos y emprendí mi viaje de 3 horas para encontrarme con el. A pesar de que me causaba un poco de stress el momento y la situación, sentía que debía de estar a su lado!

Había llegado a la funeraria! El viaje había sido más largo de lo esperado! Estaba ansiosa y mi corazón me latía de forma descontrolada. Cuando abrí la puerta de la funeraria había un espacio con varias sillas ocupadas, salude y levante la vista buscando con la mirada verlo, fue entonces cuando una dama me pregunto si buscaba a Rubén. Le dije que si y me dijo que era su hermana, mientras me indicaba que el se encontraba en la capilla de adentro! Le di mis condolencias y le dije que lamentaba conocerla en esas circunstancias!

Cuando abrí la puerta, lo vi sentado en la primera banca, se levantó y camino hacia mi, nos abrazamos y fuimos juntos hasta el ataúd! Su papá no era como yo lo imaginaba, su hermana tampoco! Una vez más me causo tristeza no haberlo conocido antes…

Mientras llegaban amigos y parientes, Ruben me presentaba como su pareja en ocasiones y en otras como su novia! Para mí era algo extraño! La reacción de casi todos era de sorpresa! La mayoría cuestionaba sobre el divorcio, luego era obvio que no sabían que se hubiera divorciado, incluyéndome a mí! *(tenia sentimientos encontrados! No sabía si alegrarme o echarme a llorar, si permanecer sentada o salir corriendo por la puerta. No podía mirar a Rubén. Me consumía en el coraje. Igual me sentía feliz!). Otros me hablaban como si yo fuera la esposa, la madre de sus hijas! Apenas podía hablar, pues no asimilaba como Ruben podía ocultarme algo que bien sabía la carga emocional que me provocaba…

Pronto muchos de sus familiares llenos de expectación empezaron a buscar la forma de quedarse a solas conmigo para interrogarme… la mayoría quería saber cuándo y dónde nos conocimos y sobretodo desde cuando estábamos juntos… y hasta si nos íbamos a casar! La contestación a la pregunta desde cuando siempre la evadí!

Su familia me pareció agradable, creo que les cause buena impresión, Y Fuera de que estaba en el velorio del papá de Ruben, podría decir que la pase bien! Al salir aquella noche de allí, volví a lamentar no haber conocido al caballero del ataúd, suele ocurrir que en el velorio la gente suele hablar bien de la gente… las experiencias narradas por las personas que le conocieron, marco la vida de michos!

Antes y después del huracán María…

Luego de un acontecimiento como este… nada es igual!

A un mes y días del paso del huracán Maria por mi bello Puerto Rico, no estoy lista para hablar sobre el mismo.  

Creo que todos los puertorriqueños fuimos marcados por este fenómeno atmosferico que de un día para otro nos cambió la vida para siempre.

Este ha sido uno de esos lugares que al pasar no podía dejar de admirar su belleza, hoy lo veo y no lo reconozco!  Mucha tristeza!

Cursilerias que quisiera practicar…

Con el paso del tiempo las parejas han dejado de realizar algunos detalles que le daban un toque de romanticismo a la relacion…

Soy un poco cursi y ya quisiera alguien tan cursi como yo para hacer al menos algunas de ellas…

Quisiera enviarle una carta a su correo postal con un sobre disenado por mi y que lleve mi perfume impregnado en ella…

Asistir juntos a un pub o la disco y someternos al perreo

Enviarle un regalo a su trabajo con muchas bombas…

Visitar con el una tienda de objetos “quinquis” y escoger juntos los que usaremos al llegar a casa…

Lavar el carro juntos y terminar empapados y con jabón en el pelo…

Bailar juntos bajo la lluvia mientras nos besamos…

Tirarme con el en un zip line o de una avioneta en paracaidas…

Esperar una salida del sol a la orilla del mar…

Sentarnos en un banco de la plaza un domingo a comer helado o un cafe…

Correr bicicleta juntos…

Que vea una película “pink” conmigo…

Qué te agarre la mano al caminar…

Acompañarlo al parque o cancha donde se presente su equipo favorito y servirle de cheer leader…

Dedicarle una canción en la radio!

Crear una página en la red que lleve nuestro nombre…

Llamarlo a media noche sólo para decirle que lo amo…

Ver la luna juntos y contar las estrellas..

Inventar nuestra propia mermelada…

Hacer una rutina de ejercicios juntos…

Enseñarle hacer algo que el no sepa hacer y qué yo si…

Recortarlo y afeitarlo yo misma…

Tomar alguna clase juntos de cocina, pasteleria, baile, fotografia, música y/o escultura…